Aprendes o no aprendes, esa es la cuestión

En realidad, es bastante sencillo saber si alguien (persona u organización) está reflexionando y aprendiendo: ¿Avanza, progresa, es capaz de hacer cosas que antes no podía, es decir, aprende?. Si sigue estancada, si hace lo mismo que hacía antes y no demuestra progreso alguno, significa que no aprende.

Preguntémonos cuántas cosas no éramos capaces de hacer hace un par de meses y ahora sí. Desarrollar organizaciones que aprenden es todo un desafío.

Otro elemento que rescato es la técnica de After Action Review, yo no la conocía, pero parece unna herramienta últil para generar aprendizajes en equipo.

Como siempre son aleccionadores las reflexiones de Javier Martinez en sus newsletter, el que vengo comentando se titula: No tengo tiempo para pensar



Comentarios

Lucila dijo…
Hola estuve revisando tu blog y me parece muy interesante y entretenido, sobre todo que la información es detallada y precisa, espero que sigas posteando más temas para informarnos y comentar.
Saludos.
Guissella dijo…
Déjame felicitarte, que bueno que está tu blog los temas tienen la información exacta que me interesa, sigue posteando más sobre estos temas.
Felicitaciones.
Roberto dijo…
gracias por tu comentario Lucila, sigamos pensando en educacion para ofrecer respuestas mas eficaces.
Anónimo dijo…
Gracias, Roberto: Como siempre, tus post son interesantes y sugerentes.
Sólo te escribo para hacerte notar que la tal "Lucila" o "Guiselle" no son acomedidas personas que se interesan en educación, sino mensajes estándares de una compañía de alojamiento de webs que envían esto a cualquiera... Una pena... el otro día leía que más del 80% de todos los mensajes que circulan diariamente en Internet son spam...
Ánimo y adelante, que muchos te leemos, no sólo programas de computadora...

Entradas más populares de este blog

"Comprendiendo la escuela desde su realidad cotidiana. Estudio cualitativo en cinco escuelas estatales de Lima"

EL SISTEMA NACIONAL DE EVALUACIÓN, ACREDITACIÓN Y CERTIFICACIÓN DE LA CALIDAD EDUCATIVA

4 secretos para educar a un niño con éxito